LA VANGUARDIA

El IPC armonizado, que no tiene en cuenta la variación de productos energéticos y alimentarios, redujo tres décimas su tasa interanual hasta el -0,4%
El abaratamiento de la electricidad ha sido lo que más ha influido en la variación del Índice de Precios de Consumo (IPC) en el mes de enero, quedando en el -0,3% interanual, por lo que bajó un 1,9% en enero respecto al mes anterior, según el indicador adelantado publicado este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE). De este modo, el IPC interanual entra de nuevo en negativo después de haber cerrado el año 2015 en el 0,0%. Desde enero de 2015, cuando el IPC se situó en el -1,3%, su tasa más baja desde julio de 2009, los precios han experimentado únicamente tasas positivas en los meses de junio y julio de 2015 (en ambos casos del 0,1%) y diciembre del mismo año (0,0%). De acuerdo con los datos avanzados por Estadística, el Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA), que no tiene en cuenta productos energéticos y alimentarios, redujo tres décimas su tasa interanual en enero, hasta el -0,4%, y cayó un 2,5% respecto al mes de diciembre. En términos mensuales, el IPC retrocedió un 1,9% en enero respecto al mes anterior, su mayor bajada en este mes en más de una década, probablemente por el efecto de las rebajas en vestido y calzado. Los datos adelantados este viernes por el INE son orientativos. Las cifras definitivas de enero se conocerán el próximo 12 de febrero.]]>