La actual gestión de las políticas activas de empleo (medidas de formación y actuaciones observatorio economicopara facilitar el acceso a un puesto de trabajo o a la creación de una empresa) arroja “mediocres resultados” y presenta “irregularidades”. “No se deben seguir aplicando hasta que no se realicen evaluaciones externas e independientes sobre su eficacia, su eficiencia y sus impactos». Esta contundente conclusión es parte de un informe del Observatorio Económico de Andalucía en el que ha participado el investigador José Ignacio García Pérez (director de la cátedra BBVA de Análisis Económico de la Universidad Pablo de Olavide de Sevilla).